La creación de Dios Minlos cuerpos, astral, mental, causal…, o el nacimiento segundo, así como el despertar de la cobra sagrada o kundalini, no es cuestión de simple imposición de manos o de Pranayamas.

Este fuego ascendente es despertado con los principios Tántricos del Tíbet, con las Enseñanzas Secretas de Anáhuac, con el Esoterismo Cristico de la Pistis Sophia, con el Gran Secreto de los Misterios de Eleusis, con el artificio de los alquimistas medievales…

Hermes Trismegisto (el tres veces grande Dios Ibis de Thot, viva encarnación del Dios Osiris), nos legó la ciencia maravillosa de la Alquimia, ciencia esta que tiene su origen en Egipto, y desde este país la trajeron a Europa los árabes y la aceptaron muchísimos monjes medievales y eminentes Maestros…

(Gnosis develada X El V.M. Samael Aun Weor)