Por Janus Lacinius Therapus, El calabrés.

Modificado del original en Ingles por, Jesús, S.G.

Tres reglas deben ser cuidadosamente observadas en el arte de la alquimia:

En primer lugar preparar la sustancia.

Luego continuar con el trabajo de forma mesurada.

Y en tercer lugar, ser paciente y seguir siempre las reglas de la naturaleza.

Que ningún impostor, avaro o mal intencionado, ose tocar esta obra gloriosa con sus manos sucias. Pero para el hombre honesto, quiera Dios le dé un corazón sabio para venir aquí, y así pueda explorar las cosas más ocultas.